Seguidores

9 jun. 2011

Isabel Allende presenta 'El cuaderno de Maya', un viaje al infierno de la droga

De la escritora superventas Isabel Allende se espera siempre su nueva novela, pero también su opinión sobre la realidad social, porque el eco de sus opiniones resuena en las conciencias de su legión de lectores. Así, novela y realidad se fundieron hoy en la Feria del Libro de Madrid.

La escritora chilena ha presentado en España El cuaderno de Maya, un particular viaje a los infiernos de la drogadicción y el crimen de una adolescente desde
Estados Unidos hacia la isla chilena de Chiloé. Cuando a Isabel Allende se le preguntó si se había documentado para retratar esta lacra social, la autora recordó sus vivencias familiares.

“Los tres hijos de mi marido cayeron en las drogas. He vivido las tres fases de este problema”, ha dicho Allende esta mañana durante la rueda de prensa de presentación de la novela. Uno de hijos de su marido lo encarcelaron por ese motivo, otro falleció, y el tercero, al que nombraba, está en fase de rehabilitación.

Con esta muesca en su biografía conyugal, Allende traza parte de su nueva ficción El cuaderno de Maya, el viaje de resurrección de Maya, una chica de Berkley que cae en la droga y se ve envuelta en un crimen por la que es perseguida por el narcotráfico, la
policía y la Interpol. Su abuela la rescata de los infiernos y la envía a la isla chilena de Chiloé, un lugar remoto y rural donde la chica narra en un cuaderno sus vicisitudes a modo de flashback.

Dado el argumento, surge entre los periodistas la pregunta. ¿Es partidaria de legalizar las drogas en pleno debate en
México sobre este problema? La escritora chilena, entonces, coge aire y da su opinión: "La guerra contra la droga está perdida” porque “mientras haya demanda, habrá oferta”.

A su juicio, no es una lacra que se resuelva con medidas militares o policiales, sino que hay que asumir que es una cuestión de “salud pública”.

Allende afirma que, si todo el dinero que se invierte en recursos policiales, se destinara a educación, rehabilitación y concienciación social contra la droga, se acabaría con el problema.

En este sentido, apostilla que la mejor manera de erradicar el narcotráfico, la economía paralela que genera y el crimen colateral es legalizar los estupefacientes, incluso grabar con impuestos la hipotética oferta y demanda legal de drogas.

“Siempre habrá adictos. Todos hemos probado la droga, aunque la utopía de la época hippie ya no existe, ahora es un problema grave que no tiene una solución militar, sino de salud pública”, añade. Han sido las palabras que escucharon también algunos lectores que asistieron a la presentación de esta nueva entrega novelesca de Isabel Allende.

Se presume también que, este sábado, a mediodía, cuando firme su obra en la caseta cero de la
Feria del Libro de Madrid, estas palabras tengan eco en los lectores que harán, seguro, largas colas en busca de un autógrafo. El cuaderno de Maya, firmado, será ahora un nuevo objeto de deseo de sus lectores.

1 comentario:

Vicky Bautista P. dijo...

Isabel toca un tema que esta a los ojos de todos, y que pone en peligro dia a dia a nuestra sociedad, la groga no respeta, condición social, es algo que te atrapa y hace que toques fondo sin darte cuenta...el problema no es probarla!, el lio, es que te quede gustando, por eso es mejor abstenerse. Cuando los gobiernos del mundo asuman la drogadicción como un tema de salud pública, solo ahí podrán empezar a generar soluciones puntuales, mientras tanto seguiremos al filo del abismo...no estamos excentos de caer en ella...un abrazo desde Colombia!

Visitas

Archivo del blog